¿Quién no ha imaginado que una escoba se convertía en una guitarra eléctrica o las cazuelas en una batería? Pues en este vídeo te mostramos cómo poder hacer realidad este “juego de niños” gracias a Scratch y Makey Makey.

Como ya sabéis Makey Makey nos permite unir el mundo virtual con el mundo real, de manera que podamos convertir objetos cotidianos como unos simples clips, el papel de aluminio o el agua en las diferentes partes de una batería.

Si aún no conoces Makey Makey te recomiendo que leas antes este post.

¡Comenzamos!

Para ello, en primer lugar, debemos programar esta peculiar batería con Scratch:

  • Selecciona los objetos, correspondientes a las distintas partes de la batería, que vas a utilizar.

Captura

  • Sitúalos en el escenario de la manera que te resulte más atractiva, como si fuera una auténtica batería.

Captura4

  • Programa cada uno de estos objetos con su sonido característico, de modo que al presionar una determinada tecla este se reproduzca.

Captura2

  • Por último, uniremos la placa Makey Makey con nuestro ordenador y con esos nuevos elementos que nos servirán como partes de nuestra batería. En el vídeo puedes ver cómo usar Makey Makey con Scratch, de manera que la placa se conecte a nuestro ordenador mediante USB y a través de ella podamos conectar objetos cotidianos, que sean mínimamente conductores de electricidad, con tus proyectos de Scratch.

placa2 placa3

 

En este vídeo os explicamos cómo construir paso a paso tu batería con Makey Makey y Scratch.

 

Aquí tenéis nuestra pequeña batería tan inusual como cotidiana, ¿te atreves a crear la tuya?