¿Quieres iniciarte en el mundo de la robótica? ¿Estás buscando algo simple pero a la vez potente para comenzar? Hoy os presentamos un kit de robótica muy interesante que hemos probado hace muy poquito. Se trata de una propuesta de Complubot basada en Crumble, un controlador programable muy sencillo de utilizar y económico que permite dar vida a nuestras creaciones.

crumble

Crumble ha sido creado por Redfern Electronics y consiste en una pequeña placa a la que podremos conectar hasta dos motores y 32 Sparkles, nombre que le han dado a pequeños dispositivos con leds que pueden ser conectados en cascada. Además, dispone de conectores para ser alimentada mediante tres pilas, y 4 entradas/salidas para agregar pulsadores, interruptores, sensores de contacto, sensores de luz (LDR), sensores reflexivos, etc.

 

Two-Sparkles-to-Crumble

Una de las cosas que más nos ha gustado es que, para programar la placa, se usa un lenguaje visual parecido a Scratch, con instrucciones algo más simples pero más que suficientes para controlar todo lo que conectemos a nuestro Crumble. Con respecto a las conexiones de los elementos, tenemos distintas alternativas. Nosotros escogimos el “cocodrilo”, que permite hacer miles de diseños de forma sencilla y sin necesidad de usar un soldador.

dibujo_crumble_kit_cocodrilos_plus

 Imagen de Complubot

Una cuestión importante siempre que hablamos de robótica es su precio. Si bien es verdad que en este “mundillo” casi todos los dispositivos son caros y muy poco asequibles a todos los bolsillos, un kit con todo lo necesario para empezar sale algo menos de 35 euros. Lo cual es un punto muy importante a su favor.

La edad mínima recomendada para trabajar con estos kits es 10 años, aunque quizás con ayuda de un adulto se pueda disfrutar un poco antes.

Se trata, por tanto, de una alternativa muy interesante para trabajar conceptos de robótica y conectar el mundo digital con el físico, permitiendo programar y dar vida a nuestras propias ideas.

Os prometemos que seguiremos escribiendo sobre algún proyecto hecho con Crumble. Hasta entonces nos encantará saber si lo probáis y cuáles son vuestras experiencias. ¡Contádnoslo en vuestros comentarios!

¡Hasta otra!