En los últimos años el grupo KGBL3, formado por investigadores de la Universidad Rey Juan Carlos, la UNED y Programamos, ha desarrollado diversas investigaciones que muestran que el desarrollo del pensamiento computacional a través de la programación tiene un impacto positivo en el aprendizaje de distintas disciplinas, como las matemáticas, los idiomas, las ciencias o la narrativa. Esta semana el grupo ha publicado un artículo en el que se resumen las investigaciones que han desarrollado en centros educativos españoles, y en el que se discuten dos temas de especial relevancia en el ámbito educativo: las diferencias en los resultados obtenidos en función de la edad de los estudiantes, y los requisitos de formación de los docentes para conseguir los objetivos marcados.

Aunque se puede acceder libremente al artículo en la web de la revista ReVisión, hemos considerado interesante destacar sus conclusiones más importantes; conclusiones que, recordemos, se basan en las evidencias recogidas durante las investigaciones empíricas realizadas con los recursos y bajo las circunstancias actuales de las aulas de nuestro país.

¿En qué curso debería comenzar a introducirse la programación y el pensamiento computacional?

…hay que tener en cuenta que parecen existir diferencias en la efectividad de la transferencia de estas habilidades a otros dominios en función de la edad de los estudiantes. Alumnos de los últimos cursos de Primaria, que se acercan a la adolescencia, tienen unos niveles de madurez cognitiva que pueden aumentar las posibilidades de transferencia. No obstante, hay que recalcar que aunque el uso de la programación no implique una mejora de rendimiento académico en los primeros cursos de Primaria, tampoco se produce una desaceleración, por lo que podría ser interesante introducir este recurso a esta edad. De este modo los estudiantes podrían comenzar a desarrollar su pensamiento computacional sin comprometer sus resultados académicos.

¿En qué asignaturas se obtienen mejores resultados al usar la programación como un recurso educativo?

…parece adecuado comenzar a usar la programación como herramienta transversal en asignaturas en las que la integración sea sencilla, como las Ciencias Sociales, de forma que los estudiantes puedan coger confianza y autonomía. En una fase posterior, introducir estas actividades en asignaturas más complejas, como las Matemáticas, puede resultar más fácil y se pueden obtener mejores resultados.

¿Es necesario que los docentes reciban una formación específica para lograr buenos resultados?

…parece evidente que la formación del profesorado tiene un impacto muy importante en los resultados de aprendizaje que obtengan los estudiantes. En consecuencia, una pregunta recurrente en todos los países que han comenzado a implantar estas enseñanzas es cómo conseguir suficientes docentes bien formados para enseñar a través de la programación y el pensamiento computacional para todas las escuelas. Este problema se acentúa por la alta demanda de profesionales en el campo de la informática que ya se está produciendo en muchos países y que parece que va a sobrepasar claramente a la oferta en los próximos años, también en Europa, lo que contribuye a acelerar la pérdida de especialistas en las aulas. De hecho, según estimaciones de Code.org los docentes especialistas en informática tan solo estarán en las escuelas durante 3 años antes de cambiar a otro campo profesional.

En consecuencia, ¿cómo se pueden lograr docentes bien formados en informática de un modo sostenible?

En este sentido coincidimos con la visión de Mark Guzdial, y pensamos que quizás el único camino viable pasa por la contratación urgente de especialistas en la enseñanza y el aprendizaje de la informática en las Facultades de Educación, de forma que estos especialistas puedan liderar durante las próximas décadas departamentos encargados de la docencia tanto para la actualización de maestros y profesores en activo, como especialmente para la formación de estudiantes de magisterio y máster del profesorado. En nuestro país este paso debe realizarse de forma inmediata, puesto que otras naciones, como Alemania o Austria, han comenzado a invertir en esta línea y están contratando a los especialistas con los que se cuenta en Europa, también españoles, por lo que pronto se producirá una escasez importante de talento en este campo.

Aunque las implicaciones de este tipo de investigaciones son muy interesantes, tal como se recalca en el artículo aún “es necesario realizar más investigaciones que puedan utilizarse para comprobar qué estrategias funcionan y qué enfoques no lo hacen cuando se usa la programación en el aula desde edades tempranas. Si la comunidad educativa y científica quieren ayudar a los responsables políticos en la toma decisiones en este campo, se requiere desarrollar un mayor número de estudios empíricos rigurosos que analicen de forma crítica el rol de la introducción de la informática en las escuelas.”

Por tanto, si eres docente y quieres participar en alguna de nuestras futuras investigaciones, puedes dejarnos un comentario o escribirnos a info@programamos.es para que estemos en contacto.